Punto de vista


Hay días donde me siento en una banca del parque y después de un rato me pregunto porqué el genocidio y la masacre no se practica más seguido. El problema es el dolor y el apego, supongo.

Hay otros días donde sonrío y pienso que todo es bello.